fbpx
English English Spanish Spanish
El poder sanador del sol en Bahía de Banderas

El poder sanador del sol en Bahía de Banderas

Nuestra bahía es privilegiada al tener sol la mayor parte del año. El sol es medicina natural que requiere el cuerpo y las emociones para tener equilibrio. Es por ello que de forma casi instintiva, los viajeros prefieren ir a lugares donde el sol es abundante.

El poder sanador del sol no es una novedad reciente. Desde tiempos remotos se le ha rendido culto al astro rey, y no es para menos. Las cualidades que tiene esta estrella con fuego propio, se debe a que su luz y calor generan todas las formas de vida. Cuando el sol comienza a brillar en Bahía de Banderas la hace lucir aún más bella.

¿Cómo actúa el sol en nuestro cuerpo?

El sol no solo es admirable por su belleza al amanecer, a medio día, o al atardecer, sino también por la magia con la que actúa en los seres vivos. Cuando tomamos sol, la química de nuestro cuerpo reacciona de maneras impresionantes. Los rayos ultravioleta ayudan a producir y metabolizar la vitamina D en la piel y a fijar el calcio en los huesos. Sin este proceso el calcio simplemente no se absorbería en el intestino. Solo bastan de 10 a 15 minutos cada tercer día para que este proceso natural se lleve a cabo en el cuerpo. Es decir, produce vitamina D y favorece la absorción del calcio.

Incrementa la oxigenación

El poder sanador del sol, como medicina preventiva, se aprecia a temprana edad. A los bebés recién nacidos les recomiendan estos baños de sol para combatir la ictericia (aspecto amarillento de la piel). El argumento es que el sol contribuye a que el cuerpo libere una sustancia que ayuda a que los glóbulos blancos transporten oxígeno al cerebro y a todo el cuerpo. Así se fortalece el sistema inmune. Lo mismo ocurre con los adultos.

Disminuye las enfermedades cardiovasculares

Los rayos del sol también son útiles para metabolizar el colesterol en la sangre, evitando que se adhiera a las arterias. por lo que disminuyen las enfermedades cardiovasculares. Además, regula la presión sanguínea por lo que se dice que tiene efectos medicinales.

Mejora el estado de ánimo

Existen países en el mundo que por su ubicación no tienen la suerte de tener sol una buena parte del año. En estas naciones, el índice de depresión y estrés en la gente es muy alto y diversas enfermedades se manifiestan de igual forma. Incluso en invierno cuando hay menos sol, tristemente se incrementa la estadística en suicidios.

La respuesta radica en que los rayos UV estimulan la producción de un neurotransmisor llamado serotonina, sustancia relacionada con la sensación de bienestar en el cuerpo y que interviene también en los procesos de regulación del sueño y de la conducta sexual. Por eso los lugares con suficiente sol, como nuestra Bahía de Banderas, son ideal para el romance.

La vida en la playa es mejor

Tan solo con una exposición de media hora al sol, de forma cotidiana se logra este proceso que contribuye a que la piel rejuvenezca. En Puerto Vallarta y Bahía de Banderas tenemos la fortuna de tener sol casi todo el año.

El poder sanador del sol en Bahía de Banderas

El sol contribuye en gran medida a la salud del cuerpo, de la mente y de las emociones. Ayuda a restablecer nuestras conexiones neuronales, y eso contribuye a que seamos más felices y estemos más relajados. Inclusive ha sido un factor determinante para que mucha gente que vive en otros lugares cambie su residencia a nuestra bahía por temporadas o de forma definitiva.

En Puerto Vallarta y la Riviera Nayarit tenemos la bendición de contar con el poder sanador del sol casi todo el año. ¡Aprovéchalo!

Porque la vida en la playa es mejor y en nuestra bahía lo es aún más.

 

María Karina Macias Aguirre

Deja una respuesta

Cerrar menú